Subscribe: Revista Diario Libre
http://www.diariolibre.com/rss/ecos/
Added By: Feedage Forager Feedage Grade B rated
Language: Spanish
Tags:
años  centro  desde  después  entre  este  galaxia  gran  hace  hacer  hay  marte  metros  más  neandertales  rosas  son  telescopio 
Rate this Feed
Rate this feedRate this feedRate this feedRate this feedRate this feed
Rate this feed 1 starRate this feed 2 starRate this feed 3 starRate this feed 4 starRate this feed 5 star

Comments (0)

Feed Details and Statistics Feed Statistics
Preview: Revista Diario Libre

Ciencia Diario Libre





Copyright: Copyright 2015 Diario Libre
 



Los neandertales, mucho menos neandertales

Thu, 22 Feb 2018 22:16:00 GMT

MADRID. En las últimas décadas se han ido publicando cada vez más artículos científicos que desmontan la idea de los neandertales como especie burda e inferior a la nuestra y hoy, según expertos consultados por Efe, se ha superado una de las últimas barreras: los neandertales sí fueron capaces de hacer arte.La revista Science publica un artículo que demuestra que los neandertales desarrollaron las manifestaciones simbólicas de las cuevas de Ardales (Málaga, sur), Maltravieso (Cáceres, oeste) y La Pasiega (Cantabria, norte), lo que seguro fomentará la discusión científica.En concreto, los investigadores, liderados por Dirk L. Hoffmann, del Instituto de Antropología Evolutiva Max Planck (Alemania), describen una serie de dataciones que retrasan hasta cerca de los 66.000 años la antigüedad de las pinturas de estas tres cuevas, lo que las convierte en las más antiguas conocidas hasta el momento en el mundo, y atribuyen su autoría a los neandertales.Antonio Rosas, investigador del Consejo Superior de Investigaciones Científicas de España en el Museo Nacional de Ciencias Naturales, explica que en las últimas décadas se han ido aceptando una serie de habilidades que al principio solo se atribuían al Homo sapiens: ornamentación corporal, división de tareas por sexo o conocimiento de las cualidades medicinales de las plantas.Ahora, en esta lista se incluye una más, el arte: los autores de estos artículos defienden de manera “argumentada y sólida” que los neandertales produjeron manifestaciones simbólicas en forma de pintura en las paredes, señala Rosas, quien se resiste a denominarlas manifestaciones artísticas.“Ya no queda nada evidente que nos diferencie de los neandertales, desde el punto de vista de las manifestaciones básicas de los Homo sapiens”.Aún así, Rosas recalca que el artículo de Science reposa en la datación de unas pinturas y a partir de ahí deduce conclusiones.El método usado es el de Uranio-Torio, basado en la desintegración radiactiva del uranio de las costras de calcita asociadas a las pinturas, un método reconocido y validado en los estándares científicos, apunta Rosas, para quien serán necesarias “evidencias más directas” con representaciones en otras cuevas y mismas dataciones.Juan Luis Arsuaga, codirector de las excavaciones de Atapuerca (Burgos, norte), asegura estar “totalmente de acuerdo” con lo que sus colegas defienden: los neandertales fueron capaces de hacer un arte no figurativo.“Yo mismo he excavado un yacimiento en Asturias (norte), la cueva del Conde, en el que hay unos signos, unas líneas grabadas verticales y horizontales, que, si bien no se pueden datar porque no tienen una costra de calcita gruesa, sí creo que son de neandertales”.No obstante, según Arsuaga, los Homo sapiens hemos ido más lejos: cuando aparece en Europa el gran arte en forma de pinturas de animales o de estatuillas, los neandertales ya se habían extinguido.“La gran duda es si estos habrían hecho este gran arte, si los neandertales habrían llegado a pintar bisontes; yo creo que no, que nosotros somos más simbólicos”.También se publica otro artículo en Science Advances, asimismo liderado por Hoffmann, que ofrece una antigüedad de 115.000 años para las conchas pintadas y perforadas del yacimiento de la cueva de los Aviones (Murcia, sureste), que podrían estar vinculadas con decoraciones corporales empleadas por neandertales.Para Rosas, lo que viene a decir este trabajo es que las manifestaciones simbólicas “no son flor de un día, sino que su raíz es más profunda, no se desarrollaron al final de los neandertales”.Los autores del artículo proponen que esas cualidades humanas se desplegaron en el último antepasado común de neandertales y sapiens hace al menos medio millón de años y a partir de ese antepasado los dos linajes habrían fomentado esas potencialidades humanas, una aseveración que comparte Arsuaga.Sin embargo, hay otra interpretación, y con esa está más de acuerdo Rosas: que las cualidades de pensamiento simbólico aparec[...]


Media Files:
https://estatico1.diariolibre.com/binrepository/288x384/0c0/0d0/none/10904/FNFC/image_content_9585021_20180222183642.jpg




Gran Telescopio Milimétrico, del Big Bang a los agujeros negros desde México

Thu, 22 Feb 2018 22:07:00 GMT

ATZITZINTLA. Escudriñar el origen del universo o probar la existencia de los agujeros negros son dos de las tareas a las que el Gran Telescopio Milimétrico (GTM) de México, el más grande en su tipo del mundo, dedicará su tiempo este 2018, al completarse 20 años de trabajos.Una gigante antena parabólica de 50 metros de diámetro se dibuja en la cima del Sierra Negra del céntrico estado de Puebla, un volcán extinguido a unos 4.600 metros de altitud donde las temperaturas rondan habitualmente los 0 grados centígrados.“Es el telescopio más grande del mundo en su tipo. No hay otro telescopio milimétrico de este diámetro, la mayoría son de entre 10 a 15 metros, y hay algunos con 35 metros. Es una infraestructura mexicana única”, dijo a Efe el director e investigador principal del GTM Alfonso Serrano, David Hughes.Este gigante observa la radiación electromagnética milimétrica de las fuentes astronómicas, unas señales muy débiles, “los objetos más fríos”, que viajan por el espacio.No observa entonces a lo lejos, como un telescopio convencional, sino que analiza la materia originaria a fin de estudiar “toda la historia del universo”, puntualizó Hughes.Gracias a los telescopios milimétricos se puede estudiar la formación y evolución de la estructura del cosmos desde su creación en el Big Bang, hace 13.700 millones de años.El GTM empezó a funcionar en 2011 y realizó sus primeras investigaciones en 2014.Este 2017 un equipo de investigadores de este centro publicó un artículo en la prestigiosa Nature Astronomy sobre la observación de una de las primeras galaxias masivas que se formó, hace 12.800 millones de años.“Se logró detectar una galaxia en el universo muy lejano. Cuando este tenía una séptima parte de la dimensión que tiene el día de hoy”, detalló el especialista, que explicó que esta galaxia estaba “oscurecida en las frecuencias ópticas”, pero “muy luminosa en frecuencias milimétricas por la presencia de gas molecular y pólvora”.La importancia de este descubrimiento -agregó Hughes - no es solo por la juventud de este objeto astronómico -que permitirá entender “la química del universo hace miles de millones de años”-, sino también porque guarda una “conexión”, una similitud, con objetos que podemos detectar en el universo local.Si todo esto fue posible cuando el diámetro del telescopio era de 32 metros, la ampliación a 50 podría multiplicar los resultados, incluso viajando más atrás en el tiempo.Siempre de manera milimétrica -analizando radiaciones que llegan a la Tierra-, pues la galaxia en cuestión posiblemente desapareció.Pese a su liderazgo mundial, este proyecto entre México y EE.UU., que cuenta con la estrecha colaboración de la Universidad Massachusetts Amherst, forma parte de una red de telescopios que trabaja desde 2017 en un ejercicio que puede revolucionar la ciencia: Comprobar la existencia de los agujeros negros que esgrimió Albert Einstein, de manera matemática, en la famosa Teoría General de la Relatividad en 1915.“Estos objetos son relativamente pequeños en la escala del universo y necesitamos telescopios enormes para medir y detectar la sombra de un agujero negro”, explicó Hughes.Pero en el centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, hay fuertes indicios de un agujero negro “supermasivo”, con una masa equivalente a seis millones de veces la de nuestro Sol.Con el estudio simultáneo de nueve telescopios milimétricos repartidos por el mundo -desde la Antártida a México, de España a Hawai- que apuntan al centro de la galaxia y luego recaban y suman datos durante varios días, se podrían obtener resultados únicos.“Estamos en el proceso de analizar los datos para producir, por primera vez, una foto, una imagen, que pueda probar la existencia de un agujero negro. Sería una sombra, una región oscura, y alrededor la luz y radiación milimétrica”, subrayó Hughes.En los próximos meses se esperan los resultados, y de hacerse nuevas investigaciones, el GTM finalizado podrá [...]


Media Files:
https://estatico1.diariolibre.com/binrepository/450x300/0c0/0d0/none/10904/EHFM/image_content_9584900_20180222181415.jpg




Un astrónomo aficionado capta el nacimiento de una nueva supernova

Wed, 21 Feb 2018 21:47:00 GMT

LONDRES. El nacimiento de una nueva supernova, captada por casualidad por un astrónomo aficionado, ha proporcionado una oportunidad de aprender más acerca de las propiedades y evolución de esa explosión estelar, según recoge hoy Nature.

El acontecimiento pudo ser capturado en imágenes cuando el astrónomo amateur Víctor Buso hacía pruebas con una nueva cámara, pues es difícil predecir el momento exacto en que las supernovas están a punto de explotar.

Generalmente, los fenómenos de las supernovas pueden ser contemplados en un momento indeterminado después de producirse la explosión.

El 20 de septiembre de 2016 Buso apuntó con su nueva cámara, montada sobre un telescopio, a una galaxia espiral, denominada NGC 613, mientras nacía una supernova.

Menos de un día después de ese acontecimiento, la experta Melina Bersten y un grupo de colegas, del Instituto de Astrofísica de La Plata (Argentina), llevaron a cabo trabajos exhaustivos de observación y estudiaron la evolución.


Media Files:
https://estatico3.diariolibre.com/binrepository/450x300/0c0/0d0/none/10904/YDFM/image_content_9578860_20180221181017.jpg




Petro, la criptomoneda venezolana Petro, la criptomoneda venezolana

Wed, 21 Feb 2018 00:08:00 GMT

A diferencia de la mayoría de criptomonedas que hay en el mercado (como bitcoin o ether), el petro cuenta con un respaldo físico: las reservas nacionales de oro, petróleo, gas y diamantes.


Media Files:
https://estatico2.diariolibre.com/documents/10157/0/450x253/0c0/0d0/none/10904/DQYY/image_content_9573404_20180220201021.jpg




El desierto del Néguev se convierte en Marte por unos días

Tue, 20 Feb 2018 22:51:00 GMT

MITZPÉ RAMÓN,. ISRAEL. Regresan de Marte sin haber puesto un pie fuera de la Tierra. Seis astronautas israelíes volvieron ayer a casa después de vivir durante cuatro días en el desierto del Néguev como si efectivamente hubieran aterrizado en el planeta rojo.

“Israel es un lugar perfecto para hacer una misión analógica como esta porque el desierto que ves a tu alrededor es el que vas a encontrar en Marte: tanto la forma de las montañas como de las rocas, el tipo de suelo o cómo caminas sobre él”,explicó a Efe Reut Sorek, astrobióloga y participante de este proyecto D-Mars.

Una iniciativa pionera, financiada por la Agencia Espacial y el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Espacio de Israel, que busca consolidar este centro analógico israelí como una base para la investigación académica y el desarrollo tecnológico espacial.

“Esperamos que esto se convierta una base de simulación en Israel capaz de atraer a quienes quieran probar nuevas tecnologías y procedimientos, así como a investigadores e estudiantes de todo el mundo”, manifestó Guy Ron, profesor de Física nuclear en la Universidad Hebrea de Jerusalén.

Él es uno de los apodados ‘Ramonautas’ por haber realizado su primera misión en la zona desértica de Mitzpe Ramon.

En tan solo 96 horas este grupo ha tenido que acostumbrarse a vestir pesados trajes aeroespaciales durante largas misiones de reconocimiento, a consumir alimentos en cápsulas y a comunicarse con su Centro de Apoyo con un tiempo de espera de diez minutos, lo que tardaría en llegar cualquier respuesta desde la Tierra.

“Teníamos un horario muy ajustado de seis de la mañana a seis de la tarde, porque además del mantenimiento del habitáculo había que establecer comunicaciones, llevar a cabo experimentos científicos y documentarlo todo con texto, foto y vídeo”, relató Sorek sobre su rutina a un grupo de periodistas.

Entre los diversos ensayos realizados destacan la búsqueda de radiación cósmica, la recogida de diversas muestras geológicas, un proyecto de impresión 3-D y un test psicológico.

Después de ellos, se espera que en los próximos meses los quince alumnos de la Academia de Jóvenes Astronautas Israelíes del Instituto Davidson, a quienes algunos de estos Ramonatuas dan clase, puedan experimentar esta misma simulación como broche final a sus dos años de estudios.

“Fundé la Academia de Jóvenes Astronautas hace un año y todo este equipo es parte del Instituto Davidson”, dijo a Efe el “Ramonauta” Hillel Rubinstein, jefe del proyecto D-Mars y doctor en Física.

“Queríamos preparar una simulación en el planeta Marte para nuestros estudiantes, así que decidimos primero hacer una misión con expertos, entre ellos un arquitecto y un físico, con la finalidad última de crear una plataforma de desarrollo tecnológico espacial tanto fuera como dentro de Israel”, describió.

Ante la inevitable pregunta de si después de esta experiencia les gustaría viajar al planeta rojo real, al que se encuentra a una distancia media de más de 200 millones de kilómetros de la Tierra, estos astronautas terrestres no lo tienen claro.

“Es una pregunta difícil. Tiene que ser una locura y debe ser algo fascinante de hacer, pero creo que primero le preguntaría a mi mujer”, respondió entre risas el Ramonauta y guía educacional de esta expedición Nadav Kushnir.

“La generación de aquellos que van a ir a Marte ya ha nacido. Están en la guardería y en Primaria, y con suerte, proyectos como este son los que van a fomentar su interés por el espacio y a abrirles el camino”, concluyó Ron; preocupado también por la responsabilidad moral de enviar personas al espacio que sabes que “no van a regresar”.


Media Files:
https://estatico2.diariolibre.com/binrepository/450x300/0c0/0d0/none/10904/SOFM/image_content_9573086_20180220191219.jpg